El primer día que conocimos a Sweet había sido atropellado (foto inferior derecha), cada caso nos demuestra cómo los gatitos caseros abandonados en nuestras calles sufren muchísmo y se salvan de milagro como fue su caso. Aquellos primeros días, a pesar del dolor y el trauma de la experiencia, Sweet solo mostraba agradecimientos y ronroneos, solo quería sentir una mano amiga que le comunicara que todo iba a ir bien, que todo había pasado ya, de ahí que escogimos este nombre para él.

De esto hace ya muchos meses, y desde entonces Sweet espera una oportunidad. La cruda realidad para los gatitos adultos es que su adopción es secundaria, a menudo pasan desapercibidos, cuando aparecen las decenas de camadas y bebes de pocas semanas buscando familias, sabemos que los bebés suelen tener suerte pero no nos olvidemos de algo, Sweet es el mismo ser que cuando era un cachorrito, esta deseando que lo quieran y ronronear encima del regazo de un amigo humano, tiene ganas de jugar, de que lo acaricien, de sentir, que le digan lo guapo que es, tomar el solecito y holgazanear como suelen hacer los gatos.

Sweet es un gatito-peluche, noble como él solo y extremadamente sociable. Hace muchos meses que busca una familia. Podíamos pensar que nadie se fijará en un gatito como él pero sabemos que algunas veces sucede, y entonces aparecen esas personas especiales que dan una oportunidad a los gatitos más necesitados, sabemos que en algún lugar está la familia de Sweet y la estamos buscando!!SWEET

Anuncios